Páginas vistas en total

lunes, 3 de septiembre de 2012

EL CRISTO DE LA SALUD ENTUSIASMA Y EMOCIONA A LOS COFRADES ALCALAÍNOS

Sin hacer comparaciones, el Cristo de la Salud tiene un gran tirón entre los alcalaínos y cada vez son más los feligreses y vecinos que se acercan a su imagen en la iglesia de San Juan.
Su fiesta tiene un encanto especial que la hace única y su barrio es uno de los de más solera y tradición del municipio alcalaíno.
Por eso, durante todo el primer fin de semana de septiembre se ha estado celebrando su fiesta anual que comenzó el pasado viernes a partir de las 21:00 horas, con la Exaltación al Cristo de la Salud, en la iglesia de San Juan, a cargo de Rodrigo Pérez Ferreira, un cofrade joven y entusiasta que fue presentado por el hermano mayor José Francisco Moyano López. Una vez finalizado el acto, hubo un concierto a cargo de la Agrupación Musical del Cristo de la Salud, en la placeta de la iglesia.
El sábado los actos se iniciaron a las 12:00 horas, con el toque del Ángelus y la proclama de las fiestas, con repique de campanas y disparo de cohetes. Sobre las 20:30 horas se hizo la ofrenda y oración, con flores, frutos del campo y demás donaciones por los vecinos y cofrades.  Por gentileza del Ayuntamiento, se ofreció a las 22:00 horas un concierto de la Agrupación Musical Pep Ventura que como cada año entusiasmó a los presentes.
En el día de ayer fueron sucediéndose los actos más importantes y acudieron a la iglesia de San Juan cientos de personas que abarrotaron el lugar, teniendo que colocar asientos supletorios y hasta el patio y la entrada del templo estuvieron llenos. A las 7:30 horas se realizó la diana floreadad, por la Agrupación Musical del Cristo de la Salud. Sobre las 11:00 horas fue la función religiosa, oficiada por el sacerdote Antonio Pérez Rosales, A la salida de misa, hubo una invitación a ponche para todos los presentes, se instaló la mesa petitoria para que todo el que quisiera comprara algún objeto del Cristo de la Salud y además, se sirvieron numerosos aperitivos.
La procesión fue uno de los actos principales, antes las diversas calles se fueron decorando con banderolas de la imagen del Cristo de la Salud. También se invitó a las mujeres a que se ataviaran con la mantilla clásica española. Transcurrió por la Placeta de San Juan, calles Rosario, Veracruz, Carrera de las Mercedes que por el inicio de sus obras estaba marcada por elementos de seguridad y siguió por la calle Real, Rosario, hasta llegar, de nuevo, a la Placeta de San Juan.
La fiesta del Cristo de la Salud sigue atrayendo a cientos de alcalaínos y visitantes, porque tiene algo especial que la hace diferente, como el lugar donde se encuentra el Cristo, que está cerca de la Mota y es un barrio de gran tradición local.
El hermano mayor de la cofradía del Cristo de la Salud, José Francisco Moya López, es un hombre optimista y joven que sigue animando a los alcalaínos a celebrara esta fiesta anual.  Ayer habló para IDEAL y manifestó que durante estos días la fiesta se está desarrollando con gran normalidad, con mucha afluencia de gente, sobre todo hermanos, también muchos devotos que llegan desde fuera y personas que conocen la hermandad y tiene mucha devoción y todos los años «se nos desborda y cada ve más, sobre todo la asistencia  a la Eucarístía del domingo».
También destacó el cariño, apoyo y arrojo de la gente del barrio que cada año acuden masivamente y con mucha antelación al horario de la misa, de tal manera que media hora antes, se llena el templo, por lo que tienen que improvisar una serie de asientos. Igualmente, destacó que a los hermanos les llena el acto de la Eucarístía y hay una gran respuesta y nunca fallan, cada año acuden más personas. Por eso, finalmente, dijo que el futuro de la fiesta y de la cofradía está asegurado porque la juventud sigue apoyando y el número de jóvenes cada vez es más importante

No hay comentarios:

Publicar un comentario