Páginas vistas en total

jueves, 26 de mayo de 2016

LOS ROSALES CREAN UNA AULA DEL ESPARTO EN VALDEPEÑAS




La pequeña aldea de Los Rosales de Frailes y sus vecinos de la asociación de mayores ‘El Paraíso’ son noticia porque han logrado realizar un pequeño sueño entre todos. Se trata de la formación de un museo del esparto que ha contado con la ayuda de la Diputación Provincial, los Ayuntamientos de Valdepeñas de Jaén y de Frailes, la asociación gastronómica El Dornillo y el Molino-Museo de Valdepeñas de Jaén. 

En la tarde del pasado 25 de mayo, se reunieron en Valdepeñas de Jaén para inaugurar dicho museo que lleva el nombre de ‘Aula del arte Naif del esparto: El mundo del olivo’. En el acto intervinieron la alcaldesa de Valdepeñas, la socialista María de la Paz del Mora; el alcalde de Frailes, el popular José Manuel Garrido; el presidente del Dornillo, Juan Infante y la trabajadora social del municipio de Frailes, Mercedes García, que fue la creadora del taller de esparto para que los vecinos de Los Rosales hicieran las diversas figuras. Igualmente hay que destacar al dueño del museo-molino Serafín Parra que ha cedido las instalaciones de su propiedad para acoger a este museo que se ha convertido en una manifestación artística de las gentes del pequeño diseminado de Los Rosales.

Acudieron a dicha inauguración casi la totalidad de los habitantes de Los Rosales, que dieron una lección de generosidad, humildad y convivencia al compartir sus diversas obras para que puedan verlas toda la gente de la comarca y de toda España.

En el acto de inauguración hablaron tanto la alcaldesa de Valdepeñas como el alcalde de Frailes y ambos se mostraron contentos por haber reunido a estas personas y haber realizado este museo que es un testimonio de la vida del campo y de los cortijos de la Sierra Sur. Así María de la Paz del Moral dijo que Frailes y Valdepeñas son pueblos que están unidos por diversos motivos, con unas identidades propias pero con muchas cosas compartidas, entre ellas los límites geográficos. 

El museo está formado por dos salas en la parte alta del molino, allí han sido colocadas una serie de obras, realizadas en esparto y que forman una exposición de gran calidad y representan una serie de elementos de la vida cotidiana de estas gentes. Desde sandalias, gorras, utensilios del campo y toda una variedad de los objetos cotidianos del campo y de las propias casas de los habitantes de los cortijos. 

Las piezas han sido elaboradas por los artesanos Francisco Moriana Rosales, José Aceituno Rosales, Luis Aranda Moya, María del Carmen Aranda, Estrella Ávila, Juan Miguel Ávila, Manuela Castro, José García, Dolores Mora, Francisco Muriana, Antonio Muriana, Blas Muriana, Florentina Muriana, María Dolores Muriana, Domingo Moyano, María Victoria Moyano, Antonia Navero, Francisca Palomino, Francisca Peláez, Caridad Ramos, Francisco Rosales, Herminia Rosales, María Florentina Rosales, Dolores Rosales, José Rosales y Antonia Serrano. 

Todos ellos y las instituciones antes citadas han formado este pequeño museo que es una forma de expresar los diversos elementos que componen la vida de una comunidad rural que ha crecido con dinamismo, y ha dado a conocer a través de la artesanía y el arte lo que lleva dentro esta gente, unas personas sencillas que cada día conviven en hermandad y que están dando un ejemplo de convivencia a lo largo de sus vidas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario