Páginas vistas en total

miércoles, 12 de agosto de 2009

REMOJÓN CAMPERO

En mi casa hace calor, a las cuatro de la tarde cae de macetilla en Villa Elena y me atonta en este verano de crisis y festivales patronales. No cabe duda que la foto del verano alcalaíno son los toldos del Llanillo, a pesar de los pros y los contras y hasta el propio Ayuntamiento la ha colocado en portada en su revista veraniega anual, para que la puedan ver y leer los turistas y veraneantes que ahora inundan las calles.
Había cola para ver el espectáculo de Yllana, hicieron reir los puñeteros y hasta el espontáneo que invitaron para hacer de león, se portó como un auténtico Yllanero y se llevó el aplauso del público. Lo bueno contagia, igual que lo malo pero al revés. Y la mayoría de la gente salía del teatro Martínez Montañés imitando los sonidos de la selva de su obra ‘Zoo’.
Siguen las obras del Plan E, sobre todo en los carteles anunciadores, a veces son más grandes que las obras, que se sepa bien quién paga las obras, el gobierno de España, con el dinero de todos los españoles.
Han sentido el vaivén de los pasos elevados que han colocado en diversos puntos del municipio, es como ir en las voladoras pero en pequeño, subes y bajas en el coche pero no sufre daños, algo es algo, espero que desaparezcan los armatostes de hierro que hay colocados en diversas vías que estropean hasta el ambiente.
Este año creo que se apuntarán más alcalaínos a la vendimia francesa y manchega, los tiempos no están para desterrar este trabajo. Por eso, ya se preparan muchos contratos que aliviarán los bolsillos de las familias que podrán volver en el mes de octubre con dinerito caliente y con mejoras en su futuro. Además, ya las instalaciones para dormir se han transformado y los cocherones antiguos donde dormían todos entremezclados, se han adaptado a los nuevos tiempos europeos.
Estoy deseando que llegue la fiesta medieval de la Mota, algunos funcionarios se han dejado la perilla para estar en consonancia con los tiempos, se vestirán de medievales, se colocarán una capa y venderán ilusión en el mercadillo de la fortaleza. Asarán cochinos, beberán rico mosto de las bodegas y pasearán a caballo por las calles en la tarde-noche alcalaína.

1 comentario:

  1. 1- los toldos: eso es como meterse en un tunel dirección Málaga a las 4 de la tarde, no corre el aire ni a tiros, además de lo que molesta a los transeúntes.
    2- Yllana, algo bueno tenia que haber, aunque se repita como el gazpacho, no pasa nada.
    3- Plan Escape como pueda y ya vendrán tiempos mejores, no somos ovejas las del teatro, somos de carne y hueso y solo nos falta valar.
    4- el curro: sobrevivir no es fácil y memos en Alcalá a mi me remito, es de pena y lo curioso es que seguimos empeñados en defender la noble causa impartida por un partido político concreto y con ello el resto aunque no estemos afiliados debemos de claudicar, alabar y festejar sus dichos y hechos, si no "que le corten la cabeza", patético.
    5- Fiesta medieval:
    uffff, no puedo opinar más que el mercado se quedo muy bonito, pero ni es mercado ni es na, pues se va a ver, comprar, etc., y allí lo único que se hizo fue ver pasar a la gente.
    menos justificar gastos y más trabajo coño.
    Se alaba mucho Calatravas, yo dudo como con todo, pero para mejorar la fiesta de la vecina Alcaudete al ritmo alcalaíno, nos hacen falta unos años.
    Y que conste tenemos el mejor rincón de todos y lo explotamos como si fuésemos una aldea, eso si aldea de ciudad, of course.

    saludos, pasaré a leerte.

    ResponderEliminar