Páginas vistas en total

martes, 25 de agosto de 2009

DESAPARECIDOS

Ahora hay un aire de desaparición. Voy por cualquier lado y no están los que busco, están todos de vacaciones, pese a la crisis. Es bueno que la gente se desperece de lo que hace habitualmente, se relaje y vuelva al trabajo, si lo tiene, con mejores bríos y vigor, aunque cuando se llevan 30 años haciendo las mismas cosas, no te libra ni las vacaciones del cansancio y la rutina.
Paseé por la calle Álamos y me di cuenta de que el espacio exterior del aparcamiento subterráneo en la calle Álamos, antigua Acera de Fernando de Rojas, está como infravalorado, es un lugar al que podía dársele más ambiente, pero desde que hicieron esta obra aparece como desierto, con gente solo de paso, y está situado en el centro del municipio. Los bancos que instalaron no son atractivos para sentarse y falta mobiliario que atraiga a los transeúntes a este lugar, o algo que de sombra y ambiente. Y para más INRI, con las obras del Paseo de los Álamos están los alcalaíno como faltos de algo, carentes de su espacio habitual para pasear y pasar un rato en compañía o solo, mientras se ve pasar a la gente.
También es una auténtica odisea pasar por la carretera de la aldea de Santa Ana, nada más y nada menos que seis pasos elevados se han colocado, desde la Fuente del Rey hasta la salida de la aldea, en poco más de dos kilómetros. Parece que los han colocado en una noche aciaga que algún responsable tuvo y le dio por eso; antes colocaron semáforos que ahora se mueren de risa, parpadeando con su luz ámbar, creo que es una de las aldeas de España a la que más aparatos de regulación de tráfico han colocado, pero todo sea por el bien de los peatones, pero hacer carreteras para después poner decenas de obstáculos, es algo que no cabe en la cabeza, en fin por colocar obstáculos ningún alma se condena y al menos se le da vidilla a alguna empresa.
En fin, agosto se va terminando, las vacaciones casi se finalizan para muchos. Las escuelas pronto se abrirán y los niños y los maestros volverán pronto al colegio sino lo remedia la gripe esa de los números y las letras que parece que nos está acechando. Pero por aquí aún nos quedan días de vino y rosas, con la feria de la tapa, el concurso de hortalizas y la feria de San Mateo para despedir al verano, cuando septiembre agoniza y el otoño se va haciendo amo y señor de las temperaturas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario