Páginas vistas en total

miércoles, 26 de octubre de 2016

ENERGÍA, FÚTBOL...


Llegué a la actualidad pero me confundí, estuve varios días errante y hubo problemas con la conexión. Había un hombre que no quería seguir viviendo y el Papa Francisco prohibió que las cenizas de los difuntos se tirasen como si fuese un producto cualquiera. Arriba no había nadie pero se produjo una explosión, cualquiera diría que la cuestión fue ardua. Un sector del PSOE no está de acuerdo con abstenerse, el otro sí y propiciarán el gobierno de Rajoy, o sabe Dios lo que puede pasar. Puede ser una trampa y nadie se ha dado cuenta. Había una mujer que se paseaba con su perro en un parque y el can daba vueltas sobre sí mismo, como una marioneta articulada. Las mujeres limpian las lápidas de cementerio y colocan flores naturales y de plástico. Llovió pero ahora luce el sol y los cuerpos no necesitan abrigarse. 
El problema más importante, ahora, es que Cristiano Ronaldo no marca goles, lleva un tiempo sin hacerlo y los hinchas del Real Madrid están tristes. Lo más importante en España es el fútbol, los telediarios dedican decenas de minutos a esto y nos llenan de noticias esenciales que no debemos perdernos; hay charlas, debates, periódicos, y programas de radio que tienen una gran duración y escudriñan todo tipo de aspectos de los futbolistas, sobre todo de los que más ganan y de los más famosos. 
La energía es muy importante. En España somos tan permisivos que llevan jugando con nosotros decenas de años, nos han colocado una energía carísima y nadie dice nada. Decían que se iba a acabar el petróleo y siguen vendiéndolo a 53 euros el barril. Dicen que en España hay sol y viento para tener una energía autónoma barata, pero nuestros gobernantes no pueden o no quieren autorizarla. Hasta que no nos ordeñen como viejas vacas y cabras, no cesarán de propiciar esta energía, nadie protesta y somos tranquilos, descuidados y sin interés, como nuestros propios gobernantes, por eso estamos como estamos, que nadie se rasgue las vestiduras, después. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario