Páginas vistas en total

miércoles, 18 de agosto de 2010

AGOSTO, 18

Ya hay higos maduros en las higueras y es una delicia saborear uno de ellos a primeras horas de la mañana, los antiguos se los comían con un poco de aguardiente, pero es alcohol duro que no sienta bien a mi cuerpo.
Muchos políticos se han ido de vacaciones y han dejado a sus sustitutos para que tengan un periodo de gloria y saboreen los despachos titulares, y quizás tomen decisiones de las que luego se tengan que arrepentir, o quizás no, porque para qué complicarse la vida para tan pocos días.
Ahora han puesto albero en el Paseo de los Álamos y los que pasan por allí se quedan atrapados en el polvo que desprende, o bien en las huellas de sus zapatos, y pueden ser localizados todo el día, y saber donde han estado.
La apertura de la piscina cubierta se va demorando, decíán que en el mes de julio y estamos para acabar agosto y aún no se ha hecho, no nos vamos a poder bañar, pero bueno la otra piscina municipal está abierta y para darse un chapuzón es cojonuda.
A la gente le gusta comer churros para el desayuno y muchos hacen cola cada día en el kiosco del paseo para tomarlos calientes, con chocolate o café. Los churros son pesados para hacer la digestión, porque la masa de harina y aceite frito no es muy digerible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario