Páginas vistas en total

jueves, 31 de enero de 2013

ADIOS, MANOLO, ADIOS

Hola Manolo, llevo unos dias buscándote y no te encuentro. Desde el otro dia que fuimos a comer migas en la casa de Michael, no se te ha visto el pelo. Estoy raro, como tus perros y gatos, dando vueltas por tu casa y jardin y meneando el rabo. Mucha gente me pregunta que qué me pasa y le digo que no me pasa nada. Algunos me han dicho que te has ido hacia la vida eterna, tú que decias que no creías en ella. Menos mal que nos despedimos hace unos dias, yo traté de prevenirme y te hice la última entrevista y estabas como nunca, muy lucido y llamando a las cosas por su nombre. Ayer fui a tu casa y estaba Richard y tus sobrinas, me dijeron que si quería tomar cafe y les dije que no, que lo único que quería es ver si habias vuelto y desayunar, como siempre contigo. También vinieron un equipo de Canal Sur y me dijeron que si quería hablar de ti, yo les dije que mejor que te entrevistaran a tí, porque tú eres el responsable de todo esto.
El dia 29 de enero llegaron a Frailes muchos de tus amigos y recibí a Chris Stewart y Salvador Compán, también me dijeron que te habias ido a un viaje sin fin. Y eso que querías irte con Michael a Colombia, pero el Magistrado si se fue, y no lo vi con tus otros amigos. Ayer se presentó por aquí, preguntando por tí, y le dije que si no se había ido con él.
También, te busqué en el bar donde vas a jugar a las cartas, estuve a la hora que tú vas pero no apareciste, no me jugué una partida, porque sin tí el juego es aburrido. En fin, después de estar con Stwart y Salvador Compán, me invitaron a dar un paseo por Frailes, iba mucha gente, parecía un entierro y salió la Boticaria y se le saltaron las lagrimas. Después seguí acompañando a Alicia y a Mari, tus amigas de Alcalá y subimos al cementerio y metieron la féretro en tu caseta y Maite y Belén cantaron una canción que nos puso los pelos de punta a todos.
Hoy, no he querido ir a tu casa, para que no estés y pille un sofocón, te llamaré por teléfono para que me digas como estás, si has pasado frío donde quiera que éstes y si vas a ir a la próxima reunión del Dornillo.
En fin, Manolo, sigo sin encontrarme desde que te fuiste, y ya son varios dias, y aunque siempre me dices donde vas, ahora no me lo has dicho. Te escribo esta carta para que des alguna señal y si no vienes, pues bueno, ya nos veremos donde quiera que éstes. Merce, la Pajarica, que es medio bruja, me lo dirá y seguro que iremos a verte, en tu Suzuki que te lo has dejado aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario