Páginas vistas en total

lunes, 28 de junio de 2010

ENTREVISTA A BALDOMERO ANDREU, ABOGADO


-¿Cómo se inició de abogado?
-Pues me inicié en Madrid haciendo una pasantía, no obstante, antes había empezado a preparar oposiciones a judicatura durante unos 4 años aproximadamente y tras no superar ninguno de los ejercicios, decidí dedicarme al ejercicio de la abogacía, primero en un despacho en Madrid y luego en Alcalá la Real de forma independiente.
-¿Tenía vocación de letrado?
-La verdad es que no, nunca la he tenido. Mi vocación real era la de juez y me aparté de esa profesión que ahora se está poniendo en tela de juicio y la verdad es que ahora estoy descubriendo mi vocación como abogado porque lo que me gusta es ayudar a la gente.
-¿Qué tipo de asuntos le encargan?
-Fundamentalmente es lo que se está llamando ‘abogado de pueblo’, pues casi todos los asuntos que me llegan, asuntos civiles, de familia esencialmente como separaciones, divorcios, temas de guardia y custodia, reclamaciones de cantidades, embargos ahora hay muchos, desgraciadamente, con esta situación de crisis económica hay que defender estos asuntos y luego también Derecho Penal porque, también, me dedico mucho al turno de oficio, a la asistencia letrada y al estar inscrito en este servicio, pues son muchos los asuntos que me entran.
-¿Cómo ve el panorama judicial?
-Pues veo que hay cierta desconfianza, sobre todo en la protección que puedan tener los ciudadanos y también, como abogado me contagio de esa desconfianza hacia, no solamente el funcionamiento de la Justicia sino también hacia el órgano de gobierno de los jueces en el que se ve cierta politización y está muy mediatizado.
-¿Y aquí en Alcalá la Real?
-La verdad es que funciona bien, si se hace una comparación con respecto a otros partidos judiciales de la provincia y relativamente aquí funciona bastante bien. En cuanto a tiempo, a resoluciones, trato con el personal.
-¿A qué tipo de clientes atiendes?
-Pues todo tipo de gente, tanto personas que carecen de medios económicos, a través del turno de oficio como clientes que tienen mayor poder adquisitivo y que tratan de hacer una defensa con mayores medios económicos.
-¿Son caros los honorarios que tiene?
-Ya uno se va valorando, debido al trabajo y las preocupaciones que cada caso exige, pero al principio si me parecían los honorarios altos, me daba pudor cobrar según el baremo que tenemos de orientación, de hecho lo rebajaba, pero luego cuando fui viendo que se tiene que hacer un trabajo bien profesional, pues hay que hacerse valer, porque además hay que dedicarle tiempo, preocupación y dedicación.
-¿La gente tiene confianza en los abogados?
-Pues cada vez más, pues somos personas que defendemos los intereses de la gente y se ve confianza cuando repiten en nuestra contratación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario