Páginas vistas en total

jueves, 15 de abril de 2010

EL BIPARTIDISMO SEGUIRÁ IMPERANDO EN ALCALÁ

Las diferencias entre el PSOE y el PP alcalaíno no son muy grandes, me refiero a las ideológicas. Los dos creen en el factor mercado como forma económica y determinante para el funcionamiento de la vida en general. La gran baza del PSOE es que tiene mayor número de militantes y votantes que el PP y éste para ganar las próximas elecciones no le va a dar tiempo a convencer al electorado. Pero, creo que el PSOE es más monolítico que el PP, porque el verdadero poder local lo manejan pocas personas, los demás casi no existen y las asambleas son una forma de cubrir el expediente. Si no porque no han propiciado durante estos 30 años las listas abiertas y la entrada de más aire libre en sus asambleas, aunque también es cierto que hay pocos militantes en ambos partidos, lo que hay más, es votantes, que luego quieren pasar factura.
Durante estos últimos tres años, la vida política alcalaína ha girado entorno a estos dos partidos, porque el PA parece desintegrado y en las próximas elecciones locales quizás no saque ningún concejal, por lo que el bipartidismo total se instalará en el municipio.
El PP comenzó realizando su trabajo, denunciando los denominados 18 puestos de trabajo a dedo, pero cuando llegó la sentencia no la recurrió. Quiero decir que el PP apunta pero no dispara, no saca, al final, la esencia hacia delante. Después, algunos ejemplos como la denuncia de la factura de un hotel, cometió un error e igualmente en la denuncia sobre unas obras de la cooperativa Santo Domingo tampoco sacó nada en claro. Por último, decir que el pliego de condiciones de la piscina cubierta está amañado, antes de aprobarlo, es otra forma de ‘columpiarse’.
El equipo de gobierno y sobre todo la primera bicefalia, trabajó más por el ‘aggiornamiento’, que por los verdaderos problemas. Realizó una operación de marketing para tapar la etapa anterior. Cambio en el despacho de la Alcaldía, alfombra en las escaleras, colocación de carteles por todos lados. Cambios en los membretes de todas las concejalías, etc. Igualmente, los asesores escogidos no han dado el fruto apetecido y alguno de ellos ha enfrentado a la plantilla municipal.
El derrumbe de la construcción ha dado muchos quebraderos al equipo de gobierno, porque las obras eran un gran ingreso que ha disminuido considerablemente.
La consideración del PP de que los socialistas alcalaínos llevan mucho tiempo en el poder, más de 30 años, no es óbice para que los socialistas pierdan las próximas elecciones, con sólo eso no se ganan unas elecciones, hay que entusiasmar al electorado y tal y como están las cosas ni unos ni otros levantan entusiasmo. Pero siempre, el electorado vota al partido que le genera más confianza.
El pueblo ha perdido la alegría, funciona más o menos todo pero por la propia inercia por la que se mueve el mundo. Hay un desempleo galopante, desilusión y pésima participación vecinal en las cosas importantes del municipio y sobre todo y como en toda España, los ciudadanos creen que los políticos y las instituciones les van a salvar de todos sus problemas. Después, cuando se enfrentan a la realidad y recurren al papá Ayuntamiento, no es así.
Las grandes obras y proyectos no han dado el resultado apetecido, empezando por el aparcamiento subterráneo, que después de varios años funcionando, se notan las deficiencias que tiene. La Variante Sureste una especie de jeroglifico egipcio, especialmente para los santaneros. Las obras en la Avenida de Europa realizadas por cuarta vez, quiere decir que no han acertado en las tres veces anteriores. Todos esos desaciertos, es dinero público que lo paga el ciudadano, pero la gente se cree que eso no les atañe. La falta de plazas en la residencia de ancianos es otro lastre en una sociedad envejecida y sobre todo la autosuficiencia de algunos.
El panorama para las próximas elecciones lo veo continuista, seguirán siendo candidatas Elena Víboras y Natalia Gálvez, y no creo que haya muchas sorpresas, parece que se puede seguir creyendo en el viejo refrán ‘Más vale malo conocido que bueno por conocer’.
Alcalá la Real debería contar con más partidos políticos, con más gente que dijera su opinión, que no hubiera solo un par de discursos. Hay otras vías para todo. Lo que durante tanto tiempo estamos viendo, está caduco, trasnochado y se necesita otro aire fresco que genere confianza y no estén siempre peleándose. Lo que quieren los ciudadanos es que se gobierne bien y que les resuelvan los problemas importantes. Pero hay pocas personas dispuestas a realizar cosas por los demás.

No hay comentarios:

Publicar un comentario