Páginas vistas en total

viernes, 30 de septiembre de 2016

LA EMPRESA NO NOS SALVARÁ

Aquí estoy, viéndolas venir, mirando esta vida que se nos escapa cada día. El jueves escuché al presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía, Javier González de Lara, que tiene origenes alcalaínos y oyendo lo que decía, me sorprendía. Manifestaba que el desempleo lo tienen que combatir las empresas y cuanto más empresas haya, será mejor para todos. 
Yo creo que el capitalismo no puede reducir el desempleo y además la empresa no es la panacea de la vida social, económica y política. Yo creo que el capitalismo que predican los partidos de derechas y alguno de izquierdas tendrá su fin. Como lo tuvo el esclavismo y el feudalismo. La solución última de la finalización del desempleo no puede ser otra que el reparto de la riqueza. Sin ello, no habrá soluciones.
Los hombres y mujeres tenemos derecho a las mismas oportunidades, no podemos condenar a unos al infierno y a otros a tener una vida plena. La prueba de ello, es que todos los que mueren, no se llevan nada al otro mundo; por mucho que trabajes, luches y ganes, todo quedará aquí. Y eso, creo, que es fundamental.
Hay una adicción, una tendencia a favorecer a la enseñanza concertada, se potencia a los colegios particulares y se va en detrimento de la enseñanza pública. La enseñanza debe ser pública y no estar en manos de instituciones particulares que defienden un credo y eligen, ellos mismos, a sus trabajadores. 
Cada vez vamos teniendo una democracia más deteriorada. El caso del PSOE es un ejemplo. Los poderes fácticos no han dejado realizar a Pedro Sánchez sus acciones. La no abstención de este líder ha movilizado a los que verdaderamente mandan, el poder fáctico se defiende hasta con los dientes y en última instancia no quieren perder sus privilegios. No dejan que haya una posibilidad democrática de un gobierno diferente, capaz de dar salida a los problemas que tenemos. 
Los españoles estamos agazapados en nuestras casas, dejando hacer a estos políticos que solo piensan en sí mismos. Después de dos elecciones no se han puesto de acuerdo en nada y han hecho que nadie se interese por nada. Está en juego nuestro futuro, está en juego nuestra esencia y creo que somos todos los que tenemos que solucionar nuestros problemas. Todos tenemos derecho a una vida digna, a tener resueltas nuestras necesidades básicas; el gobierno que no garantice esto, no es un gobierno digno. Lo primero que tienen que hacer los gobernantes, es averiguar lo esencial de las vidas de los ciudadanos. No podemos estar a expensas de la caridad de los que mandan y tienen la riqueza. Cualquier ser humano, por el hecho de nacer. debería tener su vida resuelta.   

domingo, 25 de septiembre de 2016

LA FERIA DE GANADO ES UNA RELIQUIA


La feria de ganado alcalaína es una reliquia que se mantiene viva hasta ahora, aunque las formas han cambiado mucho y no se parece mucho a las ferias de ganado de antaño.
     En el día de ayer, abrió sus puertas a partir de las 8:00 horas y sobre las 12:00 horas el ambiente era multitudinario y una gran cantidad de personas se relacionaban en la misma.
     La feria de ganado de ahora es de otra manera, los animales son trasladados por medio de remolques hasta ella y hay menos especies. Ayer, se vieron en Alcalá la Real una serie de caballos, mulos, burros y algún pony, nada que ver con aquellas ferias donde había otras especialidades de animales.
     No obstante, el ambiente era propicio y los hombres con sombrero y una gancha o vara en la mano se veían por doquier. Hablaban entre ellos y hacian tratos.

     Un experto en ventas de ganado, manifestó que los precios de los caballos y yeguas oscilan entre los 2.000 a los 5.000 euros,y los precios de un burro desde los 800 euros hacía arriba, aunque añadió que hay que ver las características de cada animal.
      La mayoría de los caballos y asnos los tiene  la gente para montar en ellos y no realizan trabajos de fuerza. Aunque costear a un animal de estas características tiene su precio, pues necesita unas instalaciones adecuadas y una comida concreta.
      La venta de ganado es el origen de la feria alcalaína que se fue complementando con actividades comerciales y festivas. La actual feria tiene su origen en 1688 por privilegio del rey Carlos II. Ahora se celebra en las praderas del Coto, junto al parque de Bomberos.
      Junto a la feria de ganado se instalaron una serie de ‘chiringuitos’ para ofrecer bebida y comida a los ciudadanos, además también había tiendaas de utensilios para los animales, como jaquimas o monturas para que los jinetes estén seguros cuando montan al animal.
     Hoy seguirá el segundo día de la feria de ganado.     

viernes, 23 de septiembre de 2016

LA FERIA


La feria se repite cada año, más o menos es siempre lo mismo, pero cada uno le da su punto de diversión. Ayer no iba a ir al ferial, pero recibí un 'guasap' del secretario general del PSOE y por respeto a este partido, fui a la caseta que tienen en el ferial. Allí llegué y me encontré con Elena Víboras que departía con Paco Martín y su mujer; el secretario general de los socialistas de Frailes,José Luis Martín y algún otro. Cecilia Alameda me saludó. Estaban haciendo un arroz caldoso pero había una persona que le retiraba el caldo al recipiente porque parecía que era mucho. El secretario general del PSOE estaba con la delegada del Gobierno, Ana Cobo y con otros dirigentes provinciales del PSOE. Después de tomar una cerveza sin alcohol me fui de la caseta del PSOE, y fuí a la caseta de la Borriquilla. Allí, prepararon unas papas con salchichas y eran gratis. Me dí una vuelta por el recinto ferial, casi todas las casetas tenían gente, unas más que otras, pero había poco ambiente, el propio de un jueves de feria. En la caseta municipal, un hombre cocinaba papas con huevos en una sartén muy grande. En el escenario un trío tocaba canciones para enamorados y un par de parejas bailaban con nostalgia y se recreaba en su figura.
Por la noche, dicen que si hubo bastante diversión, con la actuación de la orquesta 'La Tentación', parece que Alcalá ha caído en ella y la gente acude a estas actuaciones en masa.

jueves, 22 de septiembre de 2016

LA VIDA EN OTOÑO

Estaba solo y pensaba en mi vida, en la vida que es una. En Rafi que había dicho no sé qué de facismo en Semana Santa. En estos días de jubilo y euforia que he pasado como si estuviera de vacaciones; salí temprano a andar y mi cabeza daba vueltas como si una ebullición de aire se me hubiese colado. Meditaba a la vuelta, la feria estaba allí, colocándola, para que se diviertan por decreto durante cinco días y velar por las sanas costumbres. Tenía un eczema en el lado izquierdo de la frente y me ponía miel natural para no contagiarme. Estuve cuatro días pateando la ciudad aquella junto al mar, viendo gente divertida que desayunaba, comía y miraba iglesias y cosas raras. El Pimpi ofrecía menús para ricos a 16 euros y había una terraza en un quinto piso, donde se podía tomar un gin-tonics a 7 euros pero muy cerca de la luna, aunque había que hacer equilibrios para no pisar a la gente que se sentaba en el suelo. 
En Frailes habían hecho una exhibición de autos con grandes ruedas. En el Paseo de los Álamos habían entrado las bicicletas. Me entretenía viendo citas de amor a ciegas y oraba para que los enamorados se entendieran. 
Ayer, apenas salí a la calle, estuve contando las nubes que volvían al cielo a preparar la lluvia de este otoño. Me dijeron que tenía la fecha de caducidad pegada al culo pero los dolores se habían apagado. Desperté y aún era de noche, en las escaleras se oía ruido porque el ascensor no funcionaba. Hice ejercicios de gimnasia para mantenerme en fora, había engordado dos mil gramos pero no se notaba, estaba ligero y podía andar nornalmente, pero aún me resentía del pie derecho, después de siete años del accidente de moto. 
Creo que en el pleno un hombre de Mures hacía comentarios en voz alta e interrumpia la marcha del mismo. dicen que fue desalojado por orden del alcalde. Hay mucha gente que no guarda el debido respeto  a las instituciones. 
No sé si volveré a ponerme la camiseta de Adolfo Dominguez, me queda muy pegadda y aumenta mi vientre. En el camino he dejado migajas de pan para que me sigas, espero que no se las coman los gorriones. 
Mis gafas se están desgastando por el sudor, las patillas que eran azules están perdiendo su esplendor y mi aspecto canchero se va esfumando.
Soy un escribidor sin talento que no puede dejar de hacer garabatos diarios. Voy silencioso por la casa y mis huellas no dejan rastro, a veces parezco un fantasma con la cara descubierta.   

martes, 20 de septiembre de 2016

JUAN JOSE PROMOCIONA LA PROVINCIA


Juan José Aguilera es un peluquero de la aldea alcalaína de Santa Ana, que se ha convertido en una figura para promocionar el turismo en la provincia de Jaén.
Según cuenta, todo empezó con una llamada de teléfono de una productora y en un principio no le hizo caso porque creía que era una broma, aunque volvieron a insistir y  aceptó, durando el rodaje cuatro días. El rodaje empezó en la peluquería, después una vista panorámica de Alcalá, la casa de sus padres, luego la Mota, Alcaudete, Geolit, Úbeda, el castillo de Santa Catalina, la catedral de Jaén, etc.
Añade, que ha sido una experiencia bastante grata  aunque no «he cobrado ni un duro».
También, añade que ha sido un honor representar a la provincia y detrás hay una pequeña historia, pues Juan José es aficionado a coleccionar motos antiguas y le faltaba una, entonces se la regala su familia y con ella comienza la andadura por la provincia de Jaén, enseñando los lugares más emblemáticos conduciendo la moto de sus sueños.
Juan José Aguilera iba vestido con una chaqueta de cuero y un casco de moto antiguo y unas gafas tambien antiguas.
Para Juan José ha sido una experiencia única, porque dice que «se ha sentido una persona importante, porque ha representado a la provincia de Jaén y lo he hecho con mucho gusto». Además, manifestó que el video está siendo visto por mucha gente y se está convirtiendo en una persona conocida. Se puede ver en jaencualquierdiadelaño en la plataforma youtube.  

lunes, 19 de septiembre de 2016

EL SUELO ESTÁ LIMPIO


Los dos se miraron a los ojos. Hablaron sin rodeos, se dijeron cosas que pensaban y buscaron soluciones. Mientras tanto, todo seguía funcionando. La luna salía, el sol brillaba, los pájaros cantaban y algunos desayunaban chocolate con churros.
Una mano puede acariciar otra mano y buscar un punto de emoción. 
El suelo estaba limpio y el pie sentía la frialdad del ladrillo.
Hay personas que lo tienen todo y son infelices aunque les falta lo principal, la alegría de estar vivos y usar los pies para andar el camino.
Subimos por escaleras pendientes y nos sentamos en un poyete que daba la sombra, tomamos un trago de agua pero no estaba fresca.
Ayer recorrí un trayecto que nunca había andado pero me caí al dar un traspié. Después de una semana de recorrer cientos de kilómetros, volvimos al mismo lugar. 
Ahora me gustaría besarte pero no estoy seguro, no sé lo que puede pasar.    

sábado, 17 de septiembre de 2016

VOLVI A LA FUENTE DEL RASO


La fuente del Raso permanece intacta, con sus verdes álamos, con grandes ramas que se dirigen al cielo. Hay parras a un lado y al otro y sus uvas están madurando, unas son blancas y otras son negras. 
El hilo de agua se está secando y hay un banco donde fue a comer un hombre que llevaba una merienda en su talega, con un pedazo de queso de cabra elaborado hacia unos meses. 
A aquel lugar fue un día a merendar Michael Jacobs y Manolo el Sereno y cocinaron un arroz caldoso que lo hizo el cocinero Juan Matías.
El cabrero Piruela fue por allí muchas veces, igual que Gregorio el Cuqui que tenía una piara de ovejas y varias cabras.
Por allí pasan motoristas con máquinas potentes y hay un puente pequeño donde da la sombra. Una noche del mes del julio fui allí y escuché el agua pasar y había una paz inquietante y me tumbé a mirar las estrellas.
Por allí, pasa un lechero con un camión cisterna que lo llena ordeñando cabras de dos en dos.
Mientras, en la tv se dan voces varios periodistas que hablan de los ERES y otros de la caja B del PP.
El rescate bancario nos ha costado 51.300 millones que hemos pagado todos los españoles.

Hoy, volví a pasear por la fuente del Raso, miré el cielo y andé por la tierra, disparé media docena de fotos y solo salieron dos buenas. Había un ciclista que subía despacio aquella cuesta y respiraba a duras penas.
Rato vendió acciones contaminadas de Bankia y su salida a bolsa fue un auténtico y absoluto desastre.
(Dedicado a Luis Alcaide en su cumpleaños?

sábado, 10 de septiembre de 2016

LA SENCILLEZ DE FLORENTINA


Hay personas que pasan desapercibidas por la vida aunque tienen mucho que decir y contar y sobre todo pueden enseñarnos muchas cosas. María Florentina Rosales Muriana es una mujer que nació en 1930 y ha vivido toda su vida en el cortijo de Los Rosales. Es una persona sencilla que ha trabajado mucho, tiene una gran sonrisa en sus labios y es optimista y confía en el futuro. Con sus 86 años ha vivido muchas cosas, ahora dice que no hace nada, le gusta la televisión, usa el teléfono móvil y hace pequeños vestidos. Su casa la tiene muy limpia y juega a la petanca con otros compañeros del cortijo de Los Rosales.
 Me contó que su infancia fue regular porque se presentó la guerra, mi padre se fue aquel lado, estuvo en Granada y mi madre se quedó aquí conmigo y mi hermana más pequeña y además nació otro en la guerra. Mi vida ha sido de trabajo, desde la infancia guardando animales desde ‘chiquitillos’. Si le cuento lo que me pasó en la guerra…Pues me fui con los mulos, con un tío mío y mi abuela y se los llevaron a otro cortijo que se llama Cova la Yedra y me quedé sola con los mulos, éstos se fueron a un sembrado  y vino un hombre que tenía una mala boca y agarré y me metí en una junquera. Me describe que al sentir al hombre, ella pensaba que la iba a matar y para evitarlo ‘me zampé’ en la junquera y luego decía mi marido y si los mulos te hubieran pisado, le dije que en aquel momento no lo pensé, solo me acordé de esconderme porque el hombre podía pegarme. También me dice que en aquellos tiempos no había escuela, yo tenía que irme con mis tíos y con los animales pues los demás estaban en la guerra. Más tarde mi padre se fue a un cortijo que le llamaban ‘El Verdugo’, allí estuvimos tres años y el trabajo que hacia era del campo: sembrar garbanzos y otros granos, había cuatro yuntas de mulos y yo iba echando en una de ellas, entonces tenía unos ocho años y era un trabajo de sol a sol, allí comíamos de lo que había: patatas, garbanzos, potajes o migas, todas esas cosas. He vivido toda mi vida aquí, menos tres años que estuvimos en otro cortijo y luego cuando me casé estuve cuatro años en el cortijo del Espinar, aquí cerca. 

Cuando le pregunté ¿Cómo se enamoró? Florentina esbozó una sonrisa y con risas me dijo, ya ve usted, pues aquí, porque no salíamos, solamente íbamos a Frailes por el día de San Pedro y en la feria, eso es lo que teníamos de diversión, cuatro bailecillos, todos íbamos andando a Frailes desde el cortijo, nos acompañaba mi madre. Yo me enamoré de mi marido porque estábamos aquí cerca y ni él ni yo nos fuimos por ahí lejos, así que nos enamoramos y nos casamos pero no me acuerdo lo que me dijo, éramos primos, él se llamaba Francisco Moriana Rosales y no fuimos a ningún lado, porque nos casamos a la carrera, solo he tenido un hijo y ya no hemos tenido más; después no fuimos al cortijo del Espinar y después a esta casa, donde ahora vivo que la hemos ido gobernando nosotros, era muy viejecilla y la casa la compró mi padre y me la dejó a mí a los otros hermanos les dejó otras cosas.
También, me contó que la vida con su marido le fue muy bien, trabajando mucho los dos porque tenemos que trabajar para comer: guardando cabras que teníamos unas ocho o diez, me iba con ellas, hacía mi queso, lo elaboraba con una tableta, con la leche, luego se echa en sal y agua, se deja un poquillo y sale el queso muy bien; el queso lo vendíamos, teníamos nuestras gallinillas, vendíamos los huevos y todo se vendía.
Me dijo que había tenido solo un hijo y cuando nació tuvo mucha alegría. Tenía muchas ganas de tener un hijo porque en mi casa había muchas mujeres y en la de mi marido también y me dije si fuese un niño, estaría tan contenta, pues había muchas niñas y muy bien y en buena hora lo diga, mejor no pudo ser. Y toda la vida hemos estado cerquita, primero en una casilla pequeña y luego se hizo él una casa grande. Mi hijo ha recibido formación, venían por aquí unos maestros y le enseñaron.

Sobre la vida, Florentina me contestó que ella está muy contenta y muy bien, porque siempre hemos ido más ‘palantillo’, hasta el día de hoy  muy buena porque siempre ha ido a mejor porque ha sido así. La pérdida de mi marida fue muy penosa para mí y viendo que estuvo dos años sufriendo mucho, estuve mucho tiempo con él, nos casamos en el año 1952 y murió en el año 2010, son muchos años juntos. A él le gustaba hacer figuras del esparto y hacía muchas y nunca nos hemos estado separados. Aunque fuimos de viaje a Palma de Mallorca, a la Virgen de Lourdes y a Fátima. Ahora no hago nada. Me decía Florentina que la vida es muy distinta, la de antes a la de ahora, hoy hay mucha libertad, antes había menos , demasiada libertad veo ahora y yo qué sé, es que yo de muchas cosas no sé. Yo estoy bien, gracias a Dios tengo de todo en mi casa y para qué quiero más. Nos juntamos los de aquí, jugamos a la petanca, unas veces gano y otras pierdo. Ahora tengo tres nietos, una vive en Alcalá y es Guardia Civil y otros dos tengo en Granada. Hacer me gusta de todo, me gusta la televisión, el Canal Sur sale mucho y me gusta casi todo.       

jueves, 8 de septiembre de 2016

PARTICIPANDO QUE ES GERUNDIO


La Casa de la Cultura del municipio frailero acogió el pasado día 7 de septiembre a partir de las 19:00 horas, la Comisión de Participación Ciudadana de la villa, con el objetivo de dar a conocer sus puntos de vista. A la misma acudió una representación de las asociaciones del municipio, aunque se notó falta de algunos colectivos. 
A esta reunió acudió el alcalde, el popular José Manuel Garrido y las ediles Susana Garrido y Encarnación Castro.
La concejala de Servicios Sociales, Susana Garrido, enumeró una serie de actividades que se realizarán proximamente, como el II Encuentro de Autocaravanas, el II concurso de Aceites de Oliva, Dia de  la Mujer Rural o el Taller Micológico.
Una de las cuestiones que se abordó, fue la votación para el logotipo de la Marca de Frailes, que se presentará el próximo día 30 de septiembre. 

Asimismo, se votó el II Premio Honorofíco Santa Lucía, que es un galardón para la persona que se ha distinguido durante el año en el municipio. Por lo que se hizo una votación entre los presentes, sobre una terna de nombres que se propusieron en aquél momento. Entre los que estaban Pilar Lebrón, María Garcés, Miguel Montes o José López. Todas estas personas están ligadas a Frailes por diversos motivos. Realizado el sorteo, una vez que votaron los presentes, salió ganadora de este II Premio Santa Lucía, Pilar Lebrón, por mayoría de los votantes presentes. Esta mujer es una persona sencilla que ha hecho numerosas acciones solidarias en la comunidad frailera.
Igualmente, se hicieron peticiones para realizar algunas obras, por las asociaciones. 
En mi opinión, acudieron pocas personas a esta reunión que se llama de participación. No obstante, el alcalde dijo que se había invitado a todo el que quisiera. Desgraciadamente, la gente no acude a estas reuniones que para mí fue interesante y se decidieron cuestiones de algun calado especial.

miércoles, 7 de septiembre de 2016

CHUMBERRI HA MUERTO

A este perro que se llama Chumberry lo conocí un día en casa de Michael Jacobs. No estaba allí por casualidad sino que se había convertido en un habitante de la misma. Siempre que fuí por allí, se mostró amable conmigo, se dirigía hacía mi pierna y su cabeza me hacía una caricia. Cuando era joven, estaba todo el día moviéndose, iba de su caseta a todos los lugares de la casa; por la piscina, por las escaleras, por el patio, por dentro de la casa. Se hizo un can grande y muy cariñoso. Mientras estuvo Michael estaba muy contento, después parece que se volvió nostálgico. Todos los que ibamos por casa de Michael, somos admiradores de este perro tranquilo y cariñoso. Alguna vez fui hasta aquella vivienda y no había nadie, entonces llamaba a Chumberry y pronto bajaba las escaleras y se acercaba al portón verde de la entrada. Acercaba su cabeza y la acariciaba. Ayer me dijeron que se había muerto y sentí muchas sensaciones. Chumberry forma parte de mis vivencias.

NO SE LO QUE PUEDE PASAR

 
Podrías trabajar en la construcción. Así te podrías hacer un hombre. Búscate alguien que te quiera; cortáte el cabello. Podrías regalarme unos tomates de la Veguetilla. Date media vuelta y vuelve a entrar. Cuando tengas las cosas claras, vuelve a lavarlas. ¿Quién dice, donde está la solución? Hoy no estoy inspirado, mañana creo que tampoco. ¡Qué ilusión¡ Conocí a una melena al viento. ¿Hay alguien por ahí? Soy de la puta base. Soy de la élite dominada. Buscaré un lugar donde se encuentran las estrellas. Nadie se librará de Endesa. Me acuesto. He vuelto a equivocarme. Me levanto. Me voy. Los autos necesitan combustible. Aún no hemos hablado todo lo necesario pero no importa. ¿Qué puedo hacer? No lo sé, algo se me ocurrirá. Cabildo ha vuelto a beber. Gamazo ha vuelto a comprar un llavero. Maria la Betuna empieza a vender yogures. Viajar es importante, pero en el tiempo. Aún se pueden hacer milagros, o al menos cree en ellos. Escuchaba la misa desde la puerta de la iglesia y cuando llegaba el Evangelio se iba a casa de Adela a tomar una cerveza. Miraba a todas las muchachas de buena familia a la salida del instituto. Deme medio kilo de boquerones y un puñado de almejas. Ir a Lisboa es toda una Odisea. Viva la exaltación de la religión. Ya puedes morirte, has conseguido tener una pensión de 700 euros. No dejaré que te crezcan las uñas, te hacen la figura más estilizada. Eres una persona rara que vas sola por el mundo. 

Siguen tirando cohetes, no pueden prescindir de ellos. Son como la llamada de atención para la diversión. Ahora hay autos que van y vienen y juegan a las carreras. Cada vez que la luna sale, se apaga una estrella fugaz y otra fulgurante. ¿Porqué aún, no están aptos para hacer el amor los clérigos de los credos más antiguos?. Hay gente que da palos de ciego y otros que vuelven sobre sus pasos. Quieren hacer de España una nación ingobernable y de ellos unos gobernantes imprescindibles, mientras tanto van cobrando sin apenas cumplir su obligación. Algunos viven para comerse una paella. Otros para comprarse un vestido y todos para morirse. La última vez que te vi, tuve una visión cuasi infantil. La fábrica de la luz está siendo desarmada y mientras tanto se alumbran con velas. La fábrica del pan elabora barras a 20 céntimos que no son rentables pero si son comestibles. Viajar es un placeer sensual como el fumar. Hay gente que lucha medio año y le queda una pensión vitalicia de alta gama. Yo fumo en espacios abiertos y me llevo el humo a habitaciones cerradas. La última vez que te vi, tenías prisa pero andabas muy despacio. La higuana que te acompañaba estaba muerta de miedo. Vives en un mundo tapado por la indiferencia. Desde lo alto de las Cruces no se ven los baches de la carretera. El mundo está lleno de pasos elevados para poner inconvenientes al movimiento. Se le acabó la tinta del bolígrafo, pero siguió escribiendo con la yema del dedo índice. 

lunes, 5 de septiembre de 2016

CUIDADA PERO TRISTE

Fuí a ver a mi hermana Emilia que está hospedada en una residencia de mayores en la localidad de Cabra (Córdoba). Ella tiene 83 años. La ví triste, seria, ausente, sin ganas, sentada, apoyada en un andador, solitaria, conforme, sin esperanza, sin futuro, sin importarle mis palabras.
La ví como cabreada, como añorando su pasado, su casa, su nieto, su calle, sus vecinas. Recordando aquella habitación donde estaba más sola que la una.
Ella está mejor cuidada, está con otras mujeres ausentes, con andador, mujeres aparcadas en aquel lugar donde pueden rezar e ir a misa cada día. Llegó la hora de comer y todas se dirigieron a un lugar que llaman comedor; sor Carmen me dijo que mi hermana no come, que lleva tiempo que no hace por comer. Ella está mejor cuidada que estaba en su casa de Frailes. Pero sigue triste, deprimida, sin ganas de vivir, como dejando pasar el tiempo. Sentados los dos allí, pensé que había tardado tiempo en ir a verla. Le pusimos unos toques de agua de colonia que le habíamos comprado y al final dijo que olía bien. Después, ella se fue andando despacio hasta llegar a su sittio en el comedor. Sacó su servilleta y los cubiertos estaban colocados, mientras le daba dos besos en su frente. Entré en su habitación y no tenía ninguna foto de nosotros. Ya en el auto, de vuelta, me contagié de ella y se me olvidó hablar durante varias horas.

sábado, 3 de septiembre de 2016

DE LA ANTÁRTIDA A FRAILES


El periodista y escritor argentino Federico Bianchini parece una persona asentada y a pesar de su juventud tiene muchas cosas claras. Durante estos últimos días ha llegado a la comarca desde Buenos Aires y está conociendo muchos aspectos de la Sierra Sur, con visitas a la aldea de Ribera Baja, Alcalá la Real, Frailes y conociendo a mucha gente de aquí.  Bianchini vive en Buenos Aires, es subeditor de la revista Anfibia y ha sido ganador del premio Don Quijote de Periodismo que se entrega al trabajo mejor escrito en lengua española.
Dice que se enteró del proyecto de la beca de Michael Jacobs por Internet y que conocía al anterior ganador Alex Ayala, en un taller de la Fundación García Márquez y cuando se enteró de la convocatoria, pensó que era un buen impulso para escribir el libro sobre la Antártida. Fue a la Antártida en febrero de 2014 y allí durante un mes y cuando volvió, le propusieron ir a cubrir el mundial de Brasil. Cuenta que tenía unas 48 horas de grabación del viaje de la Antártida y con este material pensó que tenía la excusa para hacer el proyecto y el libro, por lo que se inscribió a la beca y empezó a desgrabar todo el material. Volvió a entrevistar a algunas personas que había conocido en la Antártida y todo ello le dio un gran impulso.
Sobre la figura del escritor Michael Jacobs comenta que «en estos días que he estado acá, me he ido interiorizando, en Argentina había buscado libros de él, pero no los encontré, me compré ‘La fábrica de la luz’ y de Madrid me fui a Rusia, allí comencé a leer el libro y a sumergirme en el Frailes de Jacobs y de Manolo ‘El Sereno’ y en realidad desde Buenos Aires me interesé por el último libro de Jacobs sobre Colombia, me lo compró una amiga pero aún no lo he recibido. Cuando llegué acá, es difícil estar en Frailes y no ir conociendo la historia de Michael Jacobs, pues con cada una de las personas que he hablado, me ha contado una historia y me han dicho como era y en muchas de las anécdotas que fui escuchando, aparecía Michael, después conocí a su mujer, Jackie Rae, y a muchos de sus amigos  y me fui dando cuenta de que Jacobs es parte de la historia de Frailes. En principio, por lo que leí, que era un gran escritor que contaba historias de una manera muy divertida pero a la vez sincera y da una visión de la vida de Frailes en esa época y luego cuando fui hablando con la gente, me fui dando cuenta de que fue una persona muy solidaria que sabía tener muchos amigos, con un gran carisma y que sabía empatizar con muchas personas y en la Antártida una de las personas que entrevisté me había dicho que una persona muere cuando nadie se acuerda de ella y acá en Frailes lo que descubrí es que toda la gente habla de Michael Jacobs en presente y es como si siguiera vivo y siguiera estando aquí entre nosotros».

Sobre su libro de la Antártida manifiesta que lo dividió en tres partes, así la primera y la tercera es como un diario de viaje donde cuenta las impresiones que fue teniendo mientras estaba allí, pero añade que en la base Carliño que es la base más científica de la Argentina hay 18 militares que viven todo el año y en verano se le suman unos 50 más. Fue entrevistándolos a casi todos y se propuso contar como era la dinámica de la base y el estudio científico que hacen los militares y fue sacando algunas historias. Además, dice que allí quedó atrapado, porque fue por diez dias y llegó un momento en que no sabía cuando podría salir de allí. Repite que es muy fácil aislarse allí y aconseja que en la Antártida hay que abrirse a los demás, pues los espacios son muy reducidos y es malo estar solo. «Allí, era difícil estar solo, erámos 80 personas en espacios muy chicos pero cuando estaba solo, sentía una especie de incertidumbre que se transformaba en angustia y por ello comencé a buscar gente y allí se genera algo especial con las personas, como cuando se está en la guerra que es una de las maneras que hay para sobrevivir. Por más que hay peleas o gente que no gusta, todo el mundo hace una piña para fortalecer la unidad entre todos, lo que sentí, es como si hubiera entrado en un ecosistema y tenía que andar con mucha cautela para confraternizar con todos». 
Federico Bianchini se está empapando de lo que está observando por aquí. Le ha gustado la calidez de estas gentes, la comida, la tranquilidad que se respira y seguro que volverá, porque ha encontrado a gentes que le han enseñado esta forma que hay de vivir aquí.
De aquí, de Frailes y la comarca dijo que lo que más le había impactado eran los paisajes. «Esa especie de campo dorado y moteado por los olivos de forma casi geométrica, eso me ha intrigado, es  como si fuese un diagrama matemático y luego la calidez de la gente, la solidaridad, como que se nota y que Jacobs escribe, cuando cuenta que no podía entender ir a un lugar y no tenia para pagar y le decía, bueno no importa, paga después y otro le llevaba tomates y él decía, pero bueno me van a llenar la casa de cosas y que iba al banco a cambiar plata. Es un poco eso, que hay un cuidado por el otro y una especie de sentimiento de que la otra persona esté bien y de que se sienta cómodo que es muy agradable».
También opinó que los días que ha ido pasando por aquí han sido muy agradables, «la verdad es que pienso que es uno de los lugares más entrañables que he conocido y antes de irse uno, tiene gana de volver, de hecho me voy a quedar unos días más y me ofrecen casas para quedarme y me siento tan a gusto, que me dan ganas de estar aquí».
También, añadió que «hay que tratar de tener tiempo para poder disfrutar las cosas que uno le gusta hacer y entre ellas estar con mi esposa, con mis amigos, poder leer, poder escribir, poder compartir con mi familia, ir a nadar, correr y también estoy escribiendo una novela pero ahora la tengo aparcada».
Federico Bianchini está encantado de haber venido a la Sierra Sur y conocer el Frailes de Michael Jacobs y Manolo el Sereno. Ha visitado la fortaleza de la Mota y se le ve que es una persona viva que se interesa por lo esencial. Es una persona alegre y positiva y seguro que como escritor tendrá ocasión de dar a la luz nuevos escritos y crónicas para decir que la vida es importante y vale la pena estar aquí.

jueves, 1 de septiembre de 2016

LA LUNA SALE CUANDO MENOS TE LO ESPERAS



Tomé un tren equivocado y llegué a un destino incierto. El camino estaba oscuro y daba pasos de ciego. Esperaba que la luz se hiciera como en la Biblia. Los rayos no llegaron hasta que el sol salió. Hacía calor y las gentes se disputaban un pedazo de playa en la arena. ¿De qué huyen los que se van de viaje?
¿Existe el principio de aconfesionalidad? O cada uno es libre de creer en la intimidad. Volví sobre mis pasos. Me dijeron que fuese a aquél lugar y fue una trampa contra mi destino. Usted tiene una enfermedad y morirá después de que cuente tres. No estoy aquí para sacarte las castañas del fuego. Vuelve Loly, vuelve, gritaba desde una ventana, pero era imposible, aquella mujer nunca más volvió y su vida fue un paño de lágrimas, a veces dulces, otras amargas.
Deberías pasear por las Ramblas, ver aquella diversidad de mujeres y de hombres. ¡Imbécil¡ La luna salió y  no la atrapaste. Te tengo dicho que no hay lugar donde el pensamiento no tenga su desarrollo. ¿Porqué yo, que nunca me han multado?
Me hubiera gustado votar a Rajoy y darle los 6 votos que le faltan para seguir jodiéndonos la vida. Los otros se jactan, se miran, como si tuviesen la verdad y huyen hacia la nada, llevan huyendo milenios e ironizan como si viniesen de vuelta de todas las cuestiones.
Lo simple, lo inocuo, lo intrascendente triunfa en muchos lugares. Yo no tengo un yate para partir a esos mares del sur, donde Crusoe se perdió y encontró su destino. Tampoco soy capaz de conquistar los lugares inhóspitos donde brilla la envidia o no hay sol. Federico fue a la Antártida y volvió lleno de historias. Todos los días, miles de personas encuentran el amor tirado en una cuneta y se lo echan a cuestas para ver si tienen suerte. Florentina tiene una filosofía de vida pero se la quieren arrebatar. Dios es una palabra de mucha altura. En la Hoya hay un supermercado que venden de todo. En Ribera Baja hay ríos llenos de agua para hacer pan esponjoso y tibio para las mañanas de septiembre. Usted tiene una enfermedad degenerativa que curará con el tiempo y con paños no muy calientes.
Usted ha tenido suerte, podrá trabajar de sol a sol por tres euros la hora y tendrá cinco días de vacaciones al año, pero estará de alta en la Seguridad Absoluta